Sigue hacinamiento en hospital de Soacha

Miércoles 15 de marzo de 2017




El principal problema del Hospital Mario Gaitán Yanguas de Soacha es la falta de espacio. Sólo 81 camas ocupan la edificación que, a pesar de la buena tecnología, se queda corta a la hora de responder a las necesidades de una ciudad como Soacha.

El gerente del hospital, Luis Efraín Fernández, dijo en Periodismo Público radio que hace cuatro meses encontró una institución productiva pero con mucho desorden interno a nivel de procesos asistenciales, una estructura física insuficiente y servicios hacinados, al tiempo que reconoció que cuenta con buena tecnología y estabilidad financiera.

Para el doctor Fernández, es lógico que por la poca capacidad del actual hospital, se requiera una nueva sede que responda a las necesidades de una ciudad como Soacha.

“Hubo un problema con el constructor contratado porque no presentó a tiempo los diseños o planos al Ministerio de Salud para su aprobación; entiendo que el último plazo fue el viernes para atender las observaciones hechas, si no, el contratante (alcaldía) puede declarar la nulidad del contrato”, sostuvo el gerente.

Así mismo se refirió al inicio de la construcción de la nueva sede del centro de salud de Sibaté, a la campaña del gobernador para vigilar las Empresas Sociales del Estado de índole departamental y al video que la semana pasada rodó por redes sociales a raíz de una mala manipulación de los fluidos por parte de funcionarios de la empresa que presta el servicio de aseo.

Escuche la entrevista completa con el gerente del Hospital Mario Gaitán Yanguas de Soacha.

Este es un espacio de opinión: Este espacio que busca crear un foro de construcción social, de convivencia y reflexión, no es un escenario de ataques al pensamiento contrario. Las opiniones expresadas en los comentarios o artículos de opinión no reflejan el pensamiento o filosofía de PeriodismoPublico.com que no se hace responsable por las consecuencias que ellas pudieren acarrear a favor y/ o en contra de otros usuarios o de terceros, ni garantiza su calidad o idoneidad.